La comida basura y las alergias alimentarias

In Noticias by José Manuel Mencía Leal

Un estudio de la Universidad de Nápoles “Federico II” demuestra que niveles altos de productos finales de glicación avanzada (AGE), presentes en la comida basura, están asociadas a las alergias alimentarias en niños.

Los investigadores estudiaron a tres grupos de niños de edades comprendidas entre los 6 y los 12 años: los que padecían alergias alimenticias, y los de control sano. Descubrieron una correlación destacada entre los niveles subcutáneos de AGEs y consumo de alimentación basura, y además, los niños con alergias alimentarias tuvieron niveles superiores de AGEs que los niños con alergias respiratorias o que no tuvieron alergias.

Los AGE son proteínas o lípidos que se convierten en glicos después de la exposición a los azúcares y están presentes en niveles altos en los alimentos basura, derivados de los azúcares, alimentos procesados, alimentos cocinados en el microondas y las carnes asadas o a la barbacoa.

Si bien no se cuenta con estadísticas sólidas sobre la prevalencia global de alergias a los alimentos, existe una creciente evidencia de que la incidencia está aumentando, especialmente entre los niños pequeños, y la prevalencia es llega hasta el 10% en algunos países. Igualmente, durante las últimas décadas ha habido un aumento drástico en el consumo de alimentos altamente procesados (que contienen niveles altos de AGE), y se ha informado de que los alimentos altamente procesados representan hasta el 50% del total de la ingesta diaria de energía en los países europeos.

Una buena práctica sería que los restaurantes indicaran los valores nutricionales de todos sus platos, analizando ingredientes y gramajes. Si quieres conocer cómo nuestra Plataforma CIM puede ayudarte en esta labor, contacta con nosotros.